Presidente municipal de OPB esta inflando los costos de la rehabilitación del alumbrado público: Regidores

Alejandro Peza

Regidores del ayuntamiento de Othón P. Blanco descubrieron que el presidente municipal Otoniel Segovia esta inflando los costos de la rehabilitación de las lámparas del alumbrado público.

La regidora, Cinthya Millán Estrella, informó que “La rehabilitación de cada lámpara del alumbrado público en Chetumal costará 4 mil 999 pesos según los números del presidente municipal Otoniel Segovia Martínez, casi el doble de lo que se invertiría en comprar una nueva e instalarla”.

La concejal explicó que de acuerdo a la propuesta del alcalde, fueron redirigidos 15 millones de pesos para rehabilitar 3 mil 002 lámparas en 26 colonias de la capital del Estado.

“Sin embargo, no está comprando ninguna nueva. A través de una solicitud de información nos explicaron que el Ayuntamiento Othonense recibió una donación por parte del municipio de Benito Juárez, de 10 mil 645 lámparas precisamente para este fin”, añadió Cinthya Millán.

Es decir: pagarán 4 mil 999 pesos solo para arreglar los cables o cambiar el foco de cada lámpara. Una cantidad exagerada tomando en cuenta que otras empresas te venden e instalan la luminaria en aproximadamente 2 mil 600 pesos, como acaba de informar la ciudad de Mérida.

“Por eso, cuando nos presentaron el proyecto por el presidente municipal, una servidora decidió votar en contra. Porque estamos frente a un presunto desvío de recursos, del cual nos dan muy poca información y herramientas para transparentarlo”.

“Además de que esos 15 millones de pesos se obtuvieron eliminando del Programa de Inversión Anual proyectos tan importantes como la construcción del drenaje pluvial en la Colonia Nueva Generación, el mercado del Caribe, y el parque turístico de Xul-Há”, dijo la regidora panista.

Cinthya Millán agrego que no está en contra de rehabilitar el alumbrado público en la ciudad, pues se trata de un tema vital para combatir la inseguridad, pero a ese precio hace pensar en que existe una malversación de recursos, pues con esa misma cantidad se pudo dotar al menos del doble de luminarias nuevas a la capital.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*